En el predio donde se ubica el hospital de Santa Victoria Este, el Instituto Provincial de Vivienda (IPV) encaró este año la construcción de casas y refacción de las unidades existentes destinadas a la residencia de personal médico, contribuyendo de esta manera a que familias criollas y aborígenes cuenten con distintas especialidades y no deban trasladarse.

El organismo provincial concluyó la edificación de un complejo habitacional formado por seis unidades para personal de salud. En una visita al chaco salteño, el presidente del IPV Gustavo Carrizo hizo entrega de las llaves al director del nosocomio, quien administrará las casas.

Recientemente, el IPV finalizó la construcción de otras dos viviendas y restauró tres de dos y tres dormitorios, con el mismo destino. Los trabajos de la refacción consistieron en retirar revoques en mal estado, ejecución de contrapisos en baños y lavaderos, colocación de pisos cerámicos similares a los existentes, restauración de carpinterías y pintura interior y exterior.

Las mencionadas obras fueron llevadas adelante con fondos íntegramente propios con el fin de prestar herramientas que permitan mejorar las condiciones de vida a las comunidades del norte salteño.

SI QUIERES PUEDES DEJAR UN COMENTARIO

Por favor ingrese su comentario
Por favor ingrese su nombre